28 Sep BTI Nº 205

Ya hemos dado algunas pinceladas en alguna ocasión sobre la Internacionalización de las empresas, actividad ésta que nos parece primordial.

Pocos fenómenos económicos han llamado tanto la atención en los últimos años como el crecimiento del sector exterior español. La más que probable desaceleración económica mundial, y que se verá además acentuada por los efectos de coronavirus, podría terminar con una década muy positiva para las exportaciones, que le ha servido a España para situarse en los primeros puestos europeos en este capítulo. Algo impensable cuando la crisis de finales de la pasada década dejó al país en una situación bastante complicada.

Según fuentes oficiales, las exportaciones españolas se desploman un 15,8% en el primer semestre debido a la situación de  pandemia que estamos atravesando

 

Para tratar de superar esta situación y lograr el éxito competitivo, una opción a utilizar es potenciar la internacionalización.

 

En definitiva, este panorama debe animar a las pymes en general a aprovechar las diversas iniciativas de internacionalización puestas a su alcance a diferentes niveles y por distintos organismos, de tal manera que se animen a abordar con las máximas garantías un verdadero proceso de penetración en mercados exteriores, haciendo valer así sus ventajas competitivas más allá de las fronteras que delimitan el mercado interior, como uno de los factores que pueden coadyuvar a la superación de ésta situación.

Hoy día vender fuera no es una opción, es una necesidad.

 

QUIMICA 21, S.L. 

A LA VANGUARDIA DEL SECTOR CONTRA INCENDIOS

 



Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies